15 may. 2010

Cómo aprovechar mejor su tiempo?

Frecuentemente los trabajadores se quejan del poco espacio que tienen para realizar todas las tareas asignadas a lo largo de su jornada laboral. Retrasos, cambios en la agenda de terceros y desconcentración son algunas de las causas para la pérdida sistemática de tiempo en la oficina. Por lo que, en este caso, es necesario gestionar mejor la duración individual y colectiva de cada tarea programada durante el día, de esta forma los resultados serán mucho más eficientes.
Al final del día, al fin y al cabo, lo que cuenta no es el horario, o el tiempo que nos dedicamos a estar trabajando en la oficina, si no lo que sí será importante es la cantidad de tareas que logramos concluir durante este periodo. Piense, en que beneficia más a una empresa el tener colaboradores que cumplen sus actividades en muy poco tiempo que personas que tengan jornadas interminables para cumplir los objetivos.
Conozca consejos útiles para optimizar su eficiencia en el trabajo, con claves que lo harán aprovechar al máximo el tiempo en su trabajo
1. Sea puntual: Esté dispuesto y preparado para comenzar cualquier actividad a la hora en la que esta fue programada. El llegar a tiempo, no sólo es una manera de demostrar respeto, sino que es una muestra de seriedad y compromiso, además que podrá hacerle ganar algunos minutos si la actividad empieza antes de la hora pactada.

2. Aproveche el tiempo: Enfóquese en terminar sus tareas antes que termine el día y piense que esos instantes que usted se ahorre por su eficiencia pueden servirle para realizar cualquier otra actividad de su escogencia. Es necesario concentrarse y mentalizarse en cumplir objetivos específicos, para lograr así terminar las tareas del día sin necesidad de pasar más horas de las debidas en el lugar de trabajo o llevarse cosas pendientes a casa.
3. No robe el tiempo de los demás: No distraiga o desconcentre a sus compañeros, ya que esto puede verse no sólo como un irrespeto, sino que al final del día, este atraso en las tareas de sus colegas pueden representarle a usted el tener que ayudar a completar proyectos o planes que no le corresponden. Por lo que en este punto es importante no arrastrar a los compañeros, jefes o subordinados a actividades improductivas para no perjudicar el horario propio.
4. Tenga hora de salida: Olvide las jornadas de trabajo interminables, que hacen que usted produzca menos y gaste más tiempo en la oficina. Intente mantener el principio de salir a la misma hora que sus compañeros. Así, usted se forzará a terminar el cumplimiento de sus tareas al mismo tiempo que ellos y podrá motivarse al saber que si su trabajo es productivo durante el día, podrá irse a descansar al igual que sus colegas. La perspectiva de terminar a la hora de salida ofrece la sensación de que se controla el tiempo propio.

5. Aproveche las horas de comidas: Es aconsejable dedicar hora y media completa a su almuerzo, tomando en cuenta que es un tiempo para alimentarse, socializar, relajarse y cargar baterías para la jornada de la tarde. Así una vez se haya descansado, usted podrá concentrarse más y renovarse para terminar eficientemente sus tareas.
6. Descanse apropiadamente: Muchos de los problemas tienen su origen en los malos hábitos de sueño o por el mal uso del tiempo libre. Algunos empleados trasnochan mucho y duermen poco, por lo que su productividad será menor y esto ocasionará el gastar más tiempo del necesario en el trabajo generando una sensación aún mayor de no tener descanso. Esto se puede mejorar simplemente intentando dormir un poco más y aprovechar su tiempo libre con actividades que no exijan agotamiento durante la semana
7. Planifique: Regule cuanto tiempo se debe demorar en cada tarea, de modo que usted sepa cuando está atrasado y así podrá forzarse a usted mismo a concentrarse más. El planificar sus tareas en termino de tiempo, es la manera más eficaz de aprovechar el al máximo su concentración y así no tener que modificar sus horarios. Se aconseja seguir la regla de los tres ochos: ocho horas para trabajar, ocho para el ocio y ocho para descansar.
No se deje desconcentrar por pequeñas cosas y busque siempre equilibrar su vida perosnal con el tiempo que usted gasta en la oficina. De este modo, al optimizar su tiempo, usted realizará eficientemente sus tareas y tendrá la oportunidad de descanzar un poco más.
Juan Felipe Pinzón García
contenido@elempleo.com
Publicar un comentario